» » Los Alimentos Probióticos en la Salud

Los Alimentos Probióticos en la Salud

BioSalud Nutrición No hay comentarios

Son muchos los científicos y estudios epidemiológicos que apuntan a que la fuente de salud natural se encuentra en los Intestinos y que éste sería el centro neurálgico sobre el que se basa el correcto funcionamiento de todas los procesos biológicos del cuerpo humano y en este punto, los alimentos probióticos desempeñan un papel fundamental.

alimentos probioticos

El intestino no es únicamente uno de los filtros de limpieza más potentes del que dispone el organismo, sino que también se encarga de la absorción de nutrientes para su posterior distribución a través del torrente sanguíneo, por lo que de su correcto funcionamiento depende que los demás órganos puedan desempeñar sus funciones correctamente.

Los Alimentos Probióticos en la Salud

Dentro del intestino convive una extensa flora de microorganismos compuesta por varias clases de bacterias y levaduras que ayudan a descomponer los alimentos para su asimilación y eliminar los sobrantes. En esta flora también hay bacterias patógenas pero están controladas por las bacterias “amigas” que ejercen como policías evitando que se descontrolen y se mantengan haciendo su trabajo descomponiendo deshechos.

alimentos probioticos

Cuando las bacterias patógenas crecen en número debido a una excesiva acumulación de deshechos, las bacterias “amigas” se saturan y pierden su efectividad propiciando que las patógenas crezcan de manera desordenada provocando problemas. Los alimentos probióticos enriquecen estas bacterias buenas para que sigan cumpliendo eficazmente su misión.

La relación entre la salud del Intestino y su repercusión en el organismo, fue descubierta hace más de un siglo por el científico ruso Elie Metchnikoff en 1905, relacionando el deterioro de las funciones intestinales con la aceleración del proceso de envejecimiento en los seres humanos, investigación por la que fue galardonado con el Premio Novel.

Esta investigación fue llevada a cabo de manera casual por Metchnikoff cuando estableció la relación entre la longeva esperanza de vida de un poblado de Europa del Este en el que se consumía mucho Kéfir.

<a href="http://bio-salud.net/wp-content/uploads/2013/11/probioticos.jpg"><img src="http://bio-salud.net/wp-content/uploads/2013/11/probioticos-300x260.jpg" alt="alimentos probioticos" width="300" height="260" class="aligncenter size-medium wp-image-179" /></a>

Los alimentos probióticos son aquellos que están enriquecidos con microorganismos que favorecen la flora intestinal facilitando las funciones de descomposión y la absorción de nutrientes, lo cual repercute en el estado de salud en general.

La repercusión de los alimentos probióticos en la salud es indiscutible hoy en día así como los múltiples beneficios que reportan al organismo, no obstante, algunas investigaciones han apuntado a que los probióticos pueden repercutir en el metabolismo de los azúcares favoreciendo la propensión a la obesidad, pero ¿qué hay realmente de cierto en ello?

Alimentos probióticos y la Obesidad

La primera vez que saltaron las alarmas que relacionaron a los alimentos probióticos con la obesidad o la posibilidad de incrementar los riesgos de padecerla fue en el año 2009, cuando Didier Raoult, un biólogo francés publicó un polémico artículo en la revista Nature titulado Probiotics and obesity: a link? Apuntando a que promover el consumo de este tipo de productos podría favorecer la obesidad en personas propensas a padecer trastornos metabólicos, especialmente en los niños.

En resumen el extenso artículo de la revista Nature hacía un llamamiento a la reflexión sobre el posible impacto que podían tener los alimentos enriquecidos con probióticos en la salud humana y se basaba en evidencias recopiladas sobre la industria ganadera, el aumento de peso de las reses y el uso de probióticos en su alimentación.

Lo cierto es que después del artículo de Raoult muchas otras investigaciones salieron a la luz desacreditando el uso de probióticos, mientras que otros estudios contrarrestaban esta información aportando datos adicionales sobre los beneficios de estos alimentos.

Alimentos probióticos, su verdadero impacto en la Salud

Dejando a un margen que nuestra alimentación cada día se parece más al pienso de ganado y que este hecho podría aportar cierta verosimilitud al artículo  de Raoult, lo que debemos tener en cuenta a la hora de incluir o no a los alimentos probióticos en nuestra dieta diaria es que una cosa son los alimentos probióticos naturales y otra muy distinta los alimentos probióticos enriquecidos, que son a los que hacía referencia el artículo, algo en lo que no muchas personas han reparado.

<a href="http://bio-salud.net/wp-content/uploads/2013/11/probioticos.jpg"><img src="http://bio-salud.net/wp-content/uploads/2013/11/probioticos-300x260.jpg" alt="alimentos probioticos" width="300" height="260" class="aligncenter size-medium wp-image-179" /></a>

Como mencionamos anteriormente, los alimentos probióticos y su repercusión positiva en la salud no es un descubrimiento nuevo, sino un hecho constatado desde hace más de un siglo y que ha servido de referencia para muchos científicos contemporáneos en sus investigaciones, entonces ¿Por qué no se ha repercutido en ello hasta ahora? Pues porque como pasa siempre, hasta que la mercadotecnia comercial que rige la industria alimentaria no ha vislumbrado el beneficio económico de su comercialización no se le ha dado importancia y de ahí han surgido todos los productos probióticos enriquecidos de marcas populares que todos conocemos y que “dan de comer a tus defensas”

Resumiendo, ¿Probióticos sí o no?

Si has leído hasta aquí no hace falta reiterar que los alimentos probióticos son un alimento saludable y que su consumo no produce ningún riesgo siempre y cuando provengan de fuentes naturales que hayan seguido los procesos naturales de fermentación para la proliferación de microorganismos beneficiosos.

En cuanto a los alimentos enriquecidos y suplementos alimenticios enriquecidos con probióticos, sucede exactamente igual que con las vitaminas sintéticas, tema sobre el que hemos profundizado anteriormente. Los yogures y otros alimentos enriquecidos que se comercializan en el mercado como probióticos no han seguido el proceso de fermentación natural, sino que se tratan de productos industriales (un yogur pasteurizado cualquiera) enriquecidos con microorganismos que se han añadido a parte, por lo que su efecto y repercusión sobre el organismo no puede compararse con lo de un alimento probiótico natural.

Sobre si son perjudiciales o no, cada persona puede profundizar en su investigación para llegar a sus propias conclusiones, pero lo que sí podemos recomendar abiertamente, es recurrir siempre a siempre a fuentes naturales si se desea obtener todos los beneficios del consumo de probióticos.

BioSalud

Portal informativo sobre Salud y terapias alternativas en el tratamiento de enfermedades. La verdadera sanación empieza por asumir la responsabilidad de la propia salud y la importancia de mantener el equilibrio tanto a nivel físico como mental.

Deja tu comentario

  • Los comentarios están moderados, no se permiten lenguaje ofensivo, escribir todo con mayúscula ni enlaces salientes

    Nombre:
    E-mail: